INSCRÍBETE

Carlos Gálvez, presidente de la Comisión Organizadora del Perumin 2019, ex CFO de Buenaventura y expresidente de la SNMPE, detalla el nuevo enfoque de largo plazo de la conferencia minera y opina sobre los problemas inmediatos que aquejan al sector: los conflictos sociales y la ausencia de grandes proyectos. Este año el evento se realizará del 16 al 20 de septiembre en Arequipa, ciudad que —según Gálvez— se proyecta como el centro de innovación del país, apalancada en la demanda del corredor minero del sur.

¿En qué se enfocará Perumin este año?
Lo que normalmente ha ocurrido es que se han juntado mineros, geólogos y metalurgistas, han hablado de lo que saben entre ellos, y después los de fuera no saben qué pasó. A partir de nuestra fortaleza, que es nuestro potencial geológico minero, convocamos a la academia y profesionales jóvenes para que con ciencia, innovación, tecnología y educación, saltemos a la industria del conocimiento. Estamos tratando de ayudar a que el sur, Arequipa en particular, se convierta en el centro de innovación del Perú. Queremos impulsar el concepto de clúster minero, lo que implica infraestructura compartida. Si juntamos todos los proyectos que hay entre Apurímac, Cusco, Arequipa y Moquegua, se justifica un ferrocarril, fundición, infraestructura eléctrica, fibra óptica, muchísimas cosas. Ese modelo lo tenemos que replicar en el norte, donde también hay un corredor minero.

En Cajamarca, hoy, es mucho más difícil.
Nosotros estamos acostumbrados, como mineros, a tener las cosas cuesta arriba. Estamos poniéndonos un objetivo al 2050, no al 2021. En el norte están Michiquillay, que solo no se va a desarrollar, Galeno, Conga, Yanacocha, Tantahuatay, La Granja, etc. Para que ocurra, tenemos que estar mirando las generaciones futuras. Cuando yo era chiquito y aprendía a leer me enseñaban: “mi mamá me ama, mi mamá me mima”. ¿Ahora a mi nieto qué le enseñan en el colegio? “La mina contamina”. Si a los cinco años le enseñan eso, cuando tenga 20 va a ser un antiminero y no sabrá por qué. Por eso estamos poniendo una mina virtual, para que niños vean de primera mano cómo es una operación minera del siglo XXI. No va a ser la conferencia típica de mineros, geólogos y metalurgistas. Siempre ha habido casi concurso de anfitrionas. Este año, para pena de muchos, no habrá anfitrionas. Estamos reclutando a 1,500 estudiantes de todo el Perú.

Una parte de las preocupaciones de los mineros son tecnológicas, de procesos, pero otra gran parte tiene que ver con relaciones comunitarias. ¿Van a cambiar sus estrategias?
Tenemos Perumin Inspira. Uno de sus proyectos, por ejemplo, tiene que ver con desnutrición y anemia. Para el proyecto que tiene Naciones Unidas de alimentación nutritiva han hecho algunos programas, pero con una idea muy sanisidrina. Un programa de televisión, con un chef de primera. Lo que necesitamos es que haya un programa de radio que sea transmitido entre las 4 y las 6 de la mañana, cuando nuestros campesinos están escuchando su radio y trabajando. También existe un proyecto del BID para financiar plantas de tratamiento de aguas residuales (PTAR). Nosotros quisiéramos ser la tercera pata: juntar la capacidad de ingeniería y logística en plantas de tratamiento estandarizadas, construidas y operadas por las empresas mineras, con alimentación saludable. Eliminas las diarreas.

Puedes encontrar la entrevista completa en Semana Económica ➡ http://bit.ly/2Z03Dsv

  • Compartir en:
ORGANIZADO POR: